Close
Calle Horacio Cachay Díaz 328 - 330 Lima 13,
+511 476-4567 informes@ckmperu.com
6 puntos para una buena salud intestinal en los pollos

En CKM Perú queremos compartir con todas las personas interesadas en la crianza de pollos y producción avícola en general un artículo de la revista “Actualidad Avipecuaria” sobre los aspectos fundamentales para una buena salud intestinal y la microbiota intestinal en pollos.

 

Aspectos biológicos generales que debes conocer sobre la salud y la microbiota intestinal en pollos:

intestino-pollo

  • El tracto gastrointestinal:

El tracto gastrointestinal de un ave es un tubo especializado que comienza en el pico y termina en la cloaca. La función primordial del intestino es la conversión y digestión del alimento en sus componentes básicos para que el ave los absorba y utilice.

 

  • Equilibrio de la salud intestinal:

Se basa en el mantenimiento del delicado equilibrio entre el anfitrión, la microbiota intestinal, el ambiente intestinal y los compuestos dietéticos. El manejo de las aves y el medio ambiente pueden afectar significativamente este equilibrio. Un desequilibrio en esta relación puede comprometer la salud intestinal.

 

  • El papel de la microbiota intestinal:

Dentro del tracto gastrointestinal existen múltiples interacciones entre las células anfitrionas (las del ave), el ambiente intestinal, las células bacterianas y los componentes del pienso. Estas interacciones enfatizan la gran importancia del papel que juega la microbiota intestinal en la salud y bienestar del anfitrión.

La salud intestinal es un área intrincada y compleja que combina la nutrición, la microbiología, la inmunología y la fisiología, donde juega un papel clave el agua.

Cuando se ve comprometida, se afectan la digestión y la absorción de nutrientes, lo que, a su vez, puede tener un efecto perjudicial en la conversión alimenticia, ocasionando pérdidas económicas y una mayor susceptibilidad a enfermedades. Hoy queremos señalar 6 puntos para una buena salud y microbiota intestinal en pollos:

1. Ventilación

microbiota-intestinal-pollos-ventilacion

El aire fresco es necesario para la salud del ave. Se requiere una ventilación apropiada.

La falta de ventilación puede resultar en una acumulación de dióxido de carbono CO2, amoníaco y humedad en el gallinero.

Si no se elimina la humedad del gallinero se podría presentar lo que se llama cama mojada. El resultado puede ser irritación intestinal o una mala salud plantar.

2. Salud intestinal temprana y crianza

Un aspecto clave es estimular el desarrollo intestinal lo más que sea posible.

Esto es una inversión en el potencial de que el ave tenga capacidad de obtener una conversión alimenticia óptima.

Asegurarse de que los pollitos reciban un manejo adecuado durante la crianza.

Un manejo que no sea el óptimo puede deteriorar el desarrollo intestinal y el sistema inmunológico.

El resultado es un intestino ineficiente más susceptible a irritarse.

El acceso temprano al alimento y al agua es esencial para el desarrollo intestinal.

El acceso tardío puede perjudicar la maduración de los tejidos intestinales y de la microbiota intestinal.

3. Temperatura

Una temperatura incorrecta puede causar estrés a las aves.

También puede afectar la ingesta del alimento.

Esto perjudica el desarrollo intestinal.

El resultado es un mal funcionamiento intestinal y mala conversión alimenticia a medida que el ave envejece.

4. Periodos de grandes retos

microbiota-intestinal-alimentacion

Hay eventos durante la producción avícola en los que los desafíos son inevitables:

  • Vacunación
  • Cambio de alimentación
  • Adelgazamiento

Durante estos períodos, la microbiota intestinal puede fluctuar, y en algunos casos, se puede presentar disbacteriosis.

Esta puede ser una oportunidad clave para utilizar un producto que amortigüe el estrés intestinal, como un probiótico, para conservar la salud intestinal.

5. Bioseguridad

Una mala bioseguridad es una amenaza contra cualquier parvada avícola.

Muchos patógenos intestinales pueden introducirse accidentalmente en un galpón.

Esto puede reducirse mediante:

  • Baños de botas o cambios de botas entre las naves.
  • Control de plagas.
  • Mantener las aves silvestres fuera del gallinero y de alimento.
  • Buen almacenamiento del alimento.
  • Limitar o prevenir la exposición a microbios de las manadas previas.
  • Garantizar procesos adecuados de limpieza y desinfección.
  • Asegurarse de que las líneas de agua y los bebederos suplementarios estén limpios y desinfectados, esto reduce una exposición temprana de patógenos.

6. Alimentación

Los cambios en los alimentos y las materias primas afectan el equilibrio de la microbiota intestinal.

El alimento de mala calidad se traduce en una mala conversión alimenticia, ya que el ave necesita comer más para cumplir con sus requerimientos metabólicos.

Es importante la calidad del granulado y el tamaño de la partícula.

Importante:

Conservar el equilibrio de una buena salud intestinal es un aspecto clave para obtener el mejor crecimiento y la mejor conversión alimenticia de cualquier animal productor de alimento. Las variaciones regionales en producción avícola, los estilos de manejo, el clima, las enfermedades y las materias primas del alimento agregan más complejidad a la preservación de una buena salud intestinal, pero lo que está claro es que el desarrollo y el mantenimiento de la salud intestinal mediante buenas prácticas de manejo son aspectos fundamentales para conservar la salud, el bienestar y el desempeño del ave.

 

Fuente: Actualidad Avipecuaria (Edición 68, Año 12, 2018).

 

Si necesitas mayor información sobre la salud intestinal y la microbiota intestinal en pollos, contáctanos y gustosamente te atenderemos, recuerda que en CKM Perú tenemos una amplia variedad de productos: fármacos veterinarios, mejoradores de producción y artículos de higiene industrial.

 

Añadir Comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos se encuentran marcados *